menu
Compartir

Hipotermia en gatos: síntomas, causas y tratamiento

 
Por Laura García Ortiz. 15 noviembre 2022
Hipotermia en gatos: síntomas, causas y tratamiento

La hipotermia en gatos es un problema que consiste en el descenso de la temperatura corporal a niveles inferiores a los normales en la especie felina, los cuales se encuentran entre los 38 y los 39,2 ºC. Puede ocasionar graves problemas, pudiendo incluso conducir al animal afectado a la muerte.

Si no sabes qué puede producir que tu gato tenga hipotermia ni qué hacer, continúa leyendo este artículo de SoyUnGato. Descubrirás qué es la hipotermia en gatos, qué la causa, qué síntomas produce, cómo se trata y si se puede prevenir.

También te puede interesar: Espasmos en gatos mayores: síntomas y causas

Qué es la hipotermia en gatos

La hipotermia consiste en la reducción de la temperatura corporal a niveles que son inferiores a la normalidad. La temperatura habitual de los gatos se sitúa entre los 38 y los 39,2 ºC, por lo que se considera hipotermia cuando esta temperatura se reduce. Es bastante notoria sintomatológicamente cuando la temperatura corporal de nuestros gato se encuentra en los 33 o 34 ºC.

La temperatura corporal de los gatos se puede medir fácilmente con el uso de un termómetro digital introducido en el ano y manteniendo contacto con la mucosa anal, por ser la zona más exacta para la medición. La hipotermia en los gatos es grave, pues puede hacer peligrar la vida de nuestros gatos, como veremos a continuación.

Síntomas de hipotermia en gatos

Cómo saber si mi gato tiene hipotermia es una pregunta muy común cuando las temperaturas empiezan a descender. En este sentido, "mi gato está muy frío y no se mueve, ¿es normal?" es también una duda muy frecuente.

Los síntomas de la hipotermia en los gatos dependerán de la gravedad de la misma. En los casos en los que la temperatura corporal no es muy baja, los primeros signos clínicos son los manifestados cuando un gato tiene frío, es decir, síntomas como:

  • Decaimiento.
  • Disnea.
  • Sequedad en la piel.
  • Temblores.
  • Espasmos.
  • Contracciones musculares.
  • Rigidez muscular.
  • Somnolencia.
  • Letargo.
  • Movimientos torpes y lentos.

Para tratar de regular la temperatura corporal, los gatos comienzan a consumir glucosa en exceso, acabando con las reservas que presentan, lo que conduce a una hipoglucemia que puede hacer que entren en coma.

Si la hipotermia de nuestros pequeños felinos no es tratada de forma rápida y adecuada, irá empeorando, debilitando al gato progresivamente hasta provocar signos clínicos de mayor gravedad como:

  • Reducción de la frecuencia cardiaca o bradicardia.
  • Hipotensión.
  • Desorientación.
  • Anorexia.
  • Depresión.
  • Mirada perdida.
  • Colapso.
  • Midriasis o dilatación pupilar.
  • Desfallecimiento.
  • Muerte.

Causas de la hipotermia en gatos

Nuestro pequeño felino puede presentar hipotermia por causas diversas, entre las que destacamos las bajas temperaturas ambientales, especialmente si hiela o nieva en los meses más fríos del año y el gato tiene acceso al exterior o la casa no se encuentra debidamente climatizada ni tiene lugares cálidos de reposo. Otra causa importante de hipotermia en gatos bebés y adultos es que su piel o pelo se encuentren mojados, sobre todo si hay corrientes de aire fresco o muy frío. La baja tensión arterial debido a intoxicaciones, fármacos o reacciones alérgicas también puede conducir a hipotermia en los gatos. Las anestesias prolongadas también reducirán la temperatura corporal de nuestros pequeños felinos, así como las conmociones cerebrales. De esta forma, la hipotermia en gatos después de una cirugía puede ocurrir y es preciso contactar con el veterinario para transmitir lo ocurrido.

El shock hipovolémico se produce como consecuencia de una reducción de la sangre del organismo debido a trastornos que conducen a la pérdida de sangre, como traumatismos, hemorragias internas o externas y rotura de órganos internos. Esta pérdida de sangre hace que el corazón tenga insuficiente cantidad de sangre para el bombeo, lo que ocasiona la "triada de la muerte", produciendo además de hipotermia hipotensión, bradicardia, acidosis metabólica y alteraciones en la coagulación sanguínea.

Enfermedades que causan hipotermia en gatos

Aunque las causas mencionadas son las más habituales, aquellas enfermedades que perjudiquen gravemente el sistema inmunitario del gato también pueden provocar un descenso de su temperatura corporal. Hablamos especialmente de enfermedades víricas graves, como la panleucopenia felina.

Cómo calentar a un gato con hipotermia

¿Qué hacer en caso de hipotermia en gato? ¿Se puede curar? Cuando presenta hipotermia, debemos aplicar medidas para subir la temperatura corporal del gato, entre las que destacan:

  • Mantener el ambiente del hogar a una temperatura adecuada para que el gato pueda mantener su temperatura y no tener frío, pudiéndonos ayudar de calefactores o calefacción general.
  • Introducir objetos y escondites calientes y tapar a nuestros gatos cuando estén descansando.
  • Mantenerlos en nuestros brazos también permitirá la transmisión de calor, así como envolverlos en mantas calientes o eléctricas.
  • Evitar que tu gato salga al exterior en los meses más fríos del año, especialmente si resides en una zona que hace frío. En caso de que tu felino sí o sí necesite salir, puedes optar por ropa para gatos y, por supuesto, vigilarlo en todo momento.

Aunque las medidas mencionadas pueden ayudar a regular la temperatura en gatos, en los casos más graves, se requerirá ayuda veterinaria mediante la administración de fluidoterapia con fluidos atemperados o la aplicación de enemas templados para aumentar la temperatura interna de forma más efectiva y rápida. Así pues, si tu gato sigue presentando síntomas de hipotermia, no dudes en acudir rápidamente al centro veterinario.

Hipotermia en gatos: síntomas, causas y tratamiento - Cómo calentar a un gato con hipotermia

¿Se puede prevenir la hipotermia en gatos?

Sí, en muchos casos la hipotermia se puede prevenir llevando a cabo una serie de medidas y cuidados. Es importante que intentes evitar que tu gato entre en hipotermia, pues puede conducirle a la muerte. La hipotermia reduce la presión arterial y la frecuencia cardíaca, lo que facilita la aparición de alteraciones circulatorias, cardíacas y las arritmias, a la vez que reduce el oxígeno de la sangre y el metabolismo, pudiendo ocasionar un síndrome de disfunción multiorgánica.

Por todo ello, controlar la temperatura del hogar, asegurar camas y lugares cálidos donde nuestro gato se pueda refugiar si no tenemos la calefacción puesta todo el día, evitar las salidas al exterior, las corrientes de aire, los baños en invierno y los cambios bruscos de temperatura ayudará a prevenir que tu gato presente la peligrosa hipotermia.

Este artículo es meramente informativo, en SoyUnGato.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu gato a un centro veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Hipotermia en gatos: síntomas, causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas y trastornos.

Bibliografía
  • Byers, C.; Giunti, M. (2022). Urgencias y cuidados intensivos en medicina felina. Grupo Asís Biomedia, S.L.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Hipotermia en gatos: síntomas, causas y tratamiento
1 de 2
Hipotermia en gatos: síntomas, causas y tratamiento

Volver arriba