menu
Compartir

Mi gato me da cabezazos: causas

 
Por Miren Azurmendi, Periodista especializada en el mundo animal. 21 agosto 2023
Mi gato me da cabezazos: causas

Como amante de los gatos, ya sabes que el comportamiento felino es vasto en detalles cuando de expresar emociones y reclamar nuestra atención se refiere. Precisamente, a esa riqueza aludimos en cada post de SoyUnGato para ayudarte a conocer mejor a tu minino y reforzar vuestro vínculo. En esta ocasión, queremos hablarte de qué significa que un gato se te acerque mucho para darte cabezazos. ¿Te ha sucedido?

Entre iguales, este gesto es sinónimo de familiaridad y de dominancia. Así, no es de extrañar que si convives con varios gatos sea el dominante el que se acerque a ti para darte cabezazos. El resto solo lo harán en su ausencia, y es que esta conducta tiene, una vez más, una gran carga social. De hecho, es equiparable a cuando te da mordisquitos. A continuación, te mostramos sus principales motivaciones o significados y qué deberías hacer.

También te puede interesar: Mi gato me da manotazos: causas y qué hacer

Por amistosa alegría

Como decimos, dar cabezazos es una práctica usual entre los gatos, al igual que acercar sus narices para saludarse. Es una muestra de cortesía entre los congéneres que conviven y guardan una relación de amistosa confianza. Ten presente que el olfato es, junto al oído, el sentido más desarrollado de estos animales y les sirve para recabar información relevante para preservar su integridad, y mantener el control sobre lo que les rodea.

Así, es usual que opten por acercar su nariz a la cara de otro gato para continuar con su mutua familiarización. Si te preguntas qué significa que un gato se te acerque mucho a la cara o pose su pata en tu cara, debes saber que no está sino cerciorándose de que no supones una amenaza para él. Cuando existe un vínculo de confianza y familiaridad, los cabezazos pueden ser interpretados como una muestra de exaltación de la amistad.

Si afirmas mi gato me da cabezazos, no cabe duda de que se siente tan emocionado de verte y de estar contigo que no puede reprimirlo. Lleva el contacto físico a su máxima expresión. Deberías sentirte honrado y agradecido. Correspóndele con caricias, palabras de afecto o con una larga sesión de juego. Desde SoyUnGato te recomendamos que respondas a este comportamiento con aquello que más le guste a tu gato.

Mi gato me da cabezazos: causas - Por amistosa alegría

Por afecto

De igual modo que perciben que los queremos, están capacitados para correspondernos con conductas como la que nos ocupa. Frotar cariñosamente su cara contra la tuya, ronronear, entrecerrar los ojos y darte suaves cabezazos es una señal inequívoca de afecto (sabes satisfacer todas sus necesidades). Continuar ahí, como hasta ahora, supliendo sus requerimientos y respetando su espacio y sus preferencias, no hará sino aumentar su confianza en ti.

Como ves, cómo saber si tu gato te quiere parece sencillo con estos gestos. Aun así, existen muchos otros matices que vamos a ver a continuación. También puedes consultar el siguiente artículo sobre "Cómo saber si un gato te considera su madre".

Por marcaje

¿Sabes cuál es el mecanismo que detona el marcaje en los gatos? Más allá de la territorialidad, cuando los gatos frotan su cuerpo o lamen un objeto o a un humano, están desplegando un acto social de reconocimiento del vínculo existente. Pese a que, a diferencia de los perros, son animales que prefieren asociarse solo para cazar, buscan la interacción y la compañía de quienes conviven con ellos.

Esta es la razón por la que, además del afecto, la conducta social de dar cabezazos se produce. El sentimiento de pertenencia es aludido cuando tu minino lo lleva a cabo en la parte de tu anatomía cuyo acceso le es más cercano. El lamido o pasearse entre tus piernas son otros ejemplos de actos con los que impregna sus feromonas para crear un olor de grupo con el que reconocerte como parte de su clan o círculo de confianza.

Como reclamo de atención

Si afirmas mi gato me da cabezazos y estos son suaves, pero insistentes, no cabe duda de que espera una respuesta de ti. Está tratando de llamar tu atención para que juegues con él, le abras una puerta, le traigas su juguete favorito o le des comida. Sus pupilas estarán dilatadas, su cola y sus orejas erguidas y es probable que emita un sutil, pero contenido maullido. Atendiendo a la situación y a sus rutinas, sabrás qué es lo que reclama.

Si te preguntas por qué mi gato me muerde la cara, puedes consultar este post sobre "Por qué mi gato me lame y luego me muerde".

Mi gato me da cabezazos: causas - Como reclamo de atención

Por protección

Otras veces, para explicar qué significa que un gato se te acerque mucho y te dé cabezazos, debemos reparar en su necesidad de protegernos. Si te lame la cara o el pelo cuando duermes o te acompaña al baño, sabes de qué hablamos. Su instinto de supervivencia propicia que se comporte de este modo para cuidar de ti, porque perteneces a su círculo de confianza. Lo hacía su madre cuando era una cría y lo hacen de adultos entre iguales.

Por malestar emocional

La soledad y la falta de estimulación mental no son un tema menor. No en vano, con razas asiáticas como el siamés, que son más activas y despiertas, puede entrañar un claro riesgo de enfermedad psicológica. Si debes ausentarte con frecuencia o no dispones de mucho tiempo para atenderlo, es imperativo que le proveas de recursos en altura, de rascadores y de juguetes con los que pueda entretenerse afrontando pequeños desafíos.

De este sencillo modo, prevendrás afecciones como el estrés o la depresión y contribuirás a mejorar su calidad de vida, lo que tendrá un reflejo directo en su esperanza de vida. Cuando estés en casa, reserva tiempo para acompañarlo. Basta con que permanezcas a su lado, lo acaricies y le hables en un tono agudo. A la mayoría de las razas felinas este gesto les resulta muy reconfortante (y les sirve para mantenerse equilibrados).

Por dolor o malestar físico

El caso más preocupante y que exige una rápida intervención por tu parte tiene lugar cuando los cabezazos son fuertes, ya sean contra tu cuerpo o contra, por ejemplo, un mueble. Es muy probable que, al igual que sucede cuando tu gato te muerde fuerte, esté experimentando un fuerte dolor y esta sea su forma de aliviarse o de mitigarlo. No demores la visita al veterinario para que lo explore e identifique la causa. Podría estar enfermo.

Consulta los "Signos de dolor en gatos" en el siguiente artículo de SoyUnGato.

Por costumbre

Por simple que te parezca no debemos perder de vista esta causa de por qué mi gato me da cabezazos. Y es que, sin darte cuenta, puedes estar reforzando que tu gato te dé cabezazos a través de premios o recompensas (acciones que le agradan). Ha asociado que su reacción te gusta, y aunque su motivación la mayoría de las veces es positiva, en este caso lo replica sin un propósito claro. Si no te molesta, no deberías modificar nada.

Otra costumbre de los gatos es seguirte a todos lados. Si te preguntas por qué tu gato te al baño, consulta la respuesta aquí.

Y tú, ¿qué haces cuando tu gato te da cabezazos?

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi gato me da cabezazos: causas, te recomendamos que entres en nuestra sección de Comportamiento.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Mi gato me da cabezazos: causas
1 de 3
Mi gato me da cabezazos: causas

Volver arriba