Comportamiento

Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas

 
Eduarda Piamore
Por Eduarda Piamore, Técnica en psicología, educación y adiestramiento felino y canino. 28 abril 2023
Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas

El acto de morder es parte de la naturaleza de los gatos y cumple diferentes funciones. Así, actúa como un mecanismo de defensa y como una vía de comunicación con sus congéneres, con los humanos y otros animales. Si te preguntas por qué tu gato te muerde las manos cuando lo acaricias, antes de interpretar esta conducta como un signo de agresividad, es importante que entiendas que los gatos muerden por muchas razones distintas. La causa principal de esta conducta cuando el mordisco es suave es que le gustan tus caricias. En este caso, es una demostración de afecto. Pero si la mordida es fuerte, las causas son distintas. Por ende, es necesario evaluar la intensidad de la mordida, el contexto en el que se produce y la postura del minino al morder para lograr dar con la causa.

En este artículo de SoyUnGato, hablaremos específicamente de los principales motivos por los que tu gato te muerde cuando lo acaricias. ¡Sigue leyendo y descúbrelos!

Índice
  1. Mordiscos de amor
  2. Mordidas asociadas al juego
  3. Adiestramiento involuntario
  4. No le gusta cómo o dónde lo acaricias
  5. Estrés o ansiedad

Mordiscos de amor

En ocasiones, los gatos pueden proferirnos un muy suave mordisco para expresar su aprecio hacia nosotros y/o por algo que hacemos y que les gusta mucho. Hablamos de una especie de falsa mordida, ya que tu gato no llegará a usar los dientes para agarrar tu mano, sino que la tomará en su boca con notable delicadeza y sin hacerte ningún daño, dándote pequeños mordisquitos suaves. También observarás que su postura se verá relajada, que incluso ronronea, expresando que se siente a gusto en tu compañía y con lo que ocurre a su alrededor, no mostrando ningún indicio de incomodidad o sobreexcitación.

Lógicamente, aquí no es necesario que hagas nada para prevenir dicha conducta, ya que se trata de una inofensiva y muy tierna demostración de amor. Y esta es la oportunidad perfecta para invitarte a conocer las Señales más evidentes de que tu gato te quiere.

Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas - Mordiscos de amor

Mordidas asociadas al juego

En los gatitos, las mordidas son un comportamiento exploratorio natural que les permiten empezar a explorar e interactuar con su entorno y los individuos y recursos que allí se encuentran, principalmente con su madre y sus hermanos. Mientras crecen y sus sentidos se van agudizando, la madre es la responsable de enseñarles los principios de la conducta social y la comunicación de los gatos, lo que incluye los límites del juego y de otros comportamientos como las mordidas y los arañazos.

Un gatito que es separado prematuramente de su madre se vuelve mucho más propenso a tener dificultades para relacionarse de forma positiva tanto con sus congéneres y otros individuos, como con diferentes estímulos que se presentan en su día a día. Por ende, tienen más probabilidades de desarrollar diferentes problemas de conducta, entre los que encontramos las conductas agresivas asociadas al juego, ya que el gatito no ha permanecido el tiempo suficiente junto a su madre para asimilar otros recursos más apropiados que la agresividad (que debería ser “usada” solo en circunstancias extremas) para lidiar con sus propias emociones y los diferentes contextos y estímulos con los que entra en contacto a lo largo de su vida. En consecuencia, pueden terminar desplegando una reacción defensiva o incluso ofensiva al sentirse inseguros, al tener miedo o sencillamente por no saber cómo reaccionar ante un individuo o un estímulo que lo sorprende, por ejemplo, con una caricia. Así mismo, al no aprender los límites del juego, es decir, la intensidad de las mordidas, un gatito puede morder cuando lo acarician porque está jugando y no es consciente de que hace daño. Esta mordida puede ser suave o más intensa, y se deberán evaluar los demás comportamientos para saber si es parte de un juego o una demostración de afecto.

Considerando todos estos riesgos, es fundamental esperar a que se complete el período de destete (de 8 a 12 semanas) antes de separar un gatito de su madre.

Qué hacer

Independientemente de si han sido separados prematuramente de su madre o no, para evitar que los gatos asocien las mordidas como un comportamiento natural y aceptable en el juego o en momentos de disfrute (por ejemplo, cuando recibe caricias), es fundamental socializarlos desde sus primeras semanas de vida. Una adecuada socialización temprana es clave para que un gatito desarrolle su confianza y pueda desplegar un comportamiento más estable y seguro en la edad adulta, en la medida que cuenta con un mayor número de recursos o vías positivas para gestionar sus emociones y la forma cómo se relaciona con el mundo que lo rodea, dejando la agresividad como el último recurso al que solo debería sentir la necesidad de recurrir en situaciones que realmente pongan en riesgo su bienestar.

Si necesitas ayuda para llevar a cabo el proceso de socialización de un minino cachorro o adulto, en SoyUnGato también te contamos Cómo y cuándo socializar a un gato correctamente.

Por otro lado, en caso de adoptar a un gatito bebé antes de finalizar el destete porque es huérfano o la madre no lo alimenta, probablemente en la protectora te recomendarán acoger también a alguno de sus hermanos. Esto es, sin duda, una recomendación a tener muy en cuenta, precisamente, porque entre ellos aprenderán a controlar las mordidas.

Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas - Mordidas asociadas al juego

Adiestramiento involuntario

Para entender por qué tu gato te muerde suave cuando lo acaricias, también es importante que pongas atención a tu comportamiento en estos contextos, porque, muchas veces, los gatos llegan a asociar las mordidas al juego u otros contextos placenteros por simple aprendizaje. Esto sucede con mucha frecuencia cuando los tutores permiten o hasta refuerzan esta conducta en los gatos cachorros, porque les parece tierno o inofensivo que sus gatitos les muerdan las manos mientras juegan o reciben sus caricias.

El problema es que, inevitablemente, estos gatitos crecerán y se convertirán en gatos adultos con unos dientes poderosos y que han asimilado el acto de morder como parte de su rutina y de las interacciones con sus tutores. Luego, es muy probable que muerdan cada vez que sus tutores le acaricien o le propongan alguna actividad lúdica porque así es como les han enseñado a jugar de forma involuntaria. Así, aquella conducta que parecía tierna e inofensiva pasará a ser incómoda o dolorosa para el humano, que empezará a preguntarse cómo hacer que su gato deje de morder.

Qué hacer

La clave es no fomentar, ni mucho menos reforzar, en un gatito conductas que no quieres ver reflejadas en el comportamiento de un gato adulto. Entonces, si no quieres que tu gato te muerda las manos cuando lo acaricias, no uses tus manos como presas en juegos que simulan un contexto de caza. Opta por ofrecerle a tu gatito juguetes o recursos hechos para tal propósito, así como un ambiente enriquecido donde pueda desplegar sus instintos de caza y sus sentidos de forma segura. Aunque el gato muerda suave cuando lo acaricies, si forma parte de un juego es importante no reforzar esta mordida porque la siguiente podría ser más intensa. Insistimos en que solo cuando es una muestra de afecto debe reforzarse.

Además, cada vez que tu gato te muerda las manos cuando lo acaricias y lo interpretes como un juego (y no una demostración de amor), dile un firme “¡NO!”, interrumpe inmediatamente esta actividad y ofrécele un juguete que sí pueda morder. De esta forma, lograrás indicarle que morder tus manos no es parte del juego, al mismo tiempo en que le enseñas que debe direccionar sus mordidas hacia los recursos apropiados.

Por otro lado, cada vez que tu minino use correctamente sus juguetes e interactúe contigo de una manera amigable (sin morderte, arañarte o lastimarte de ninguna manera), recuerda ofrecerle un premio para reforzar la conducta deseada, como puede ser una golosina, caricias o palabras de aliento y reconocimiento. Y aquí tienes otros consejos valiosos sobre Cómo regañar correctamente a un gato cuando muerde.

No le gusta cómo o dónde lo acaricias

A la mayoría de los gatos no les gusta que los toquemos, aunque lo hagamos con la mejor de las intenciones, en las regiones más sensibles de su cuerpo, en especial donde se concentran sus órganos vitales. Entonces, si tu gato te muerde las manos cuando acaricias su barriga, lo hace como una reacción casi involuntaria para protegerse y comunicarte que esta no es la mejor manera ni el mejor lugar para expresarle tu afecto. El primer aviso puede ser un mordisco suave, ya que no pretende hacerte daño sino alertarte, pero si no dejas de tocar esa zona prohibida, el siguiente mordisco será más intenso.

También es importante que evites hacer movimientos bruscos al acercarte a tu minino, en especial cuando él se encuentra algo distraído o en un estado de relajación, ya que esto podría asustarlo y hacerlo reaccionar de forma defensiva por no entender exactamente qué está sucediendo a su alrededor o tu intención al intentar manipularlo tan repentinamente.

Qué hacer

Para evitar que este tipo de situaciones sucedan o se repitan, en SoyUnGato te contamos Cómo acariciar a un gato correctamente, pero ya te adelantamos que las siguientes zonas de su cuerpo no deberías tocarlas:

  • Vientre.
  • Lomo.
  • Base de la cola.
  • Patas y almohadillas.
Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas - No le gusta cómo o dónde lo acaricias

Estrés o ansiedad

Tanto el estrés como la ansiedad en los gatos repercuten negativamente en su comportamiento y pueden terminar siendo disparadores de respuestas exageradas o incluso agresivas ante una variedad de estímulos y contextos que, para un gato saludable y mentalmente estable, resultarían inofensivos. Básicamente, lo que queremos decir es que, si tu gato está estresado o ansioso, puede morderte suave o fuerte cuando lo acaricias sin ninguna otra razón que la necesidad de descargar la tensión que tiene acumulada y que le genera mucha incomodidad o hasta le impide disfrutar del afecto que intentas transmitirle.

Qué hacer

Debes tener en cuenta que son muchas las cosas que pueden estresar a un gato, que van desde un estilo de vida sedentario en un ambiente empobrecido, cambios de mayor o menor dimensión que se producen en su entorno o rutina, hasta una serie de problemas de salud que conllevan a un incremento de la agresividad. Por tanto, hay que encontrar la causa del estrés y la ansiedad para tratarla.

En el artículo “Estrés en gatos: síntomas y tratamiento”, hablamos con más detalles de estas posibles causas y también te contamos qué hacer para ayudar a tu minino.

Ahora que ya sabes por qué tu gato te muerde suave cuando lo acaricias, cuéntanos, ¿lo hace como muestra de afecto?

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas, te recomendamos que entres en nuestra sección de Comportamiento.

Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 4
Mi gato me muerde suave cuando lo acaricio: causas