Datos curiosos

¿De dónde vienen los gatos?

 
Miren Azurmendi
Por Miren Azurmendi, Periodista especializada en el mundo animal. 23 junio 2023
¿De dónde vienen los gatos?

¿Crees que los gatos domésticos han variado mucho su comportamiento con respecto a sus ancestros? ¿Cuán diferentes son en sus características físicas? En este artículo de SoyUnGato queremos analizar de dónde vienen los gatos y cómo ha sido la evolución del gato desde la prehistoria. Estamos seguros de que si permaneces a nuestro lado, descubrirás muchos detalles curiosos.

Si nos sigues, sabrás de las pruebas genéticas realizadas al ADN de los restos arqueológicos de mininos, con una antigüedad de 9 000 años, prueban el parentesco del gato doméstico actual con el salvaje africano o felis silvestris lybica. Esta evidencia relaciona directamente a los gatos con los que convivimos hoy con las razas oriundas de Egipto. Sin embargo, en este post, vamos a ahondar en la historia de los gatos.

También te puede interesar: Ailurofilia: qué es y complicaciones
Índice
  1. Origen del gato
  2. Evolución del gato
  3. Historia del gato

Origen del gato

Para abordar con rigor el origen del gato, debemos retrotraernos al Proailurus lemanensis. Este primer ancestro común de los gatos domésticos actuales era mucho más corpulento que ellos y vivió hace 25 millones de años en Asia y Europa. De él mantienen su patrón alimentario como carnívoros estrictos y su preferencia por la caza en solitario (algo que comparten todos los felinos a excepción del león). A propósito de esto, descubre Cómo cazan los gatos en este otro artículo. Así pues, los gatos vienen de este ancestro, el cual fue evolucionando a lo largo de los años y dando lugar a numerosas especies de felinos.

Las glaciaciones sirvieron para formar puentes de tierra que facilitaron su propagación a lo largo y ancho del planeta. Las únicas regiones a las que no llegaron fueron la Antártida, Australia y el Ártico. Sin embargo, su ancestro de aspecto más parecido al que conocemos hoy tiene que ver con el Felis lunensis. Sus restos están datados hace 3 millones de años.

Evolución del gato

La línea del tiempo de la evolución del gato nos lleva a detenernos en el origen de la agricultura hace 12000-10000 años en Mesopotamia. El llamado Creciente Fértil supuso la génesis de la mayoría de especies domesticadas, y es que, por ejemplo, en el caso que nos ocupa, los mininos se acercaron por primera vez al humano movidos por la proliferación de roedores alrededor de los cereales cultivados.

El humano permitió, y premió, este acercamiento porque le ayudaba a mantener sus cosechas en buenas condiciones. Así, el gato fue tomando carta de naturaleza en la cotidianidad del humano, algo que constatan los restos arqueológicos hallados en Chipre y China. Su antigüedad ronda los 9500-8000 años, respectivamente. En Chipre, por ejemplo, se hallaron restos de un gato montes joven en la tumba de un humano.

La evolución del gato doméstico no se entiende sin nombrar al Felis silvestris lybica, que significa "gato de los bosques". Este gato salvaje africano aún vive en estas áridas tierras, y de él proceden los gatos con los que convivimos hoy. El mau egipcio es el más parecido a él en cuanto a físico. Cuando hablamos de mininos, no existe diferenciación posible entre los términos Felis silvestris y Felis catus.

Los gatos de la actualidad no han perdido ni un ápice de su impronta aventurera. Tanto el instinto de supervivencia como la necesidad de exploración se mantienen intactos en su ADN, algo a lo que deberás dar respuesta para mantenerlo correctamente estimulado (y sano). El juego compartido apelando al instinto de caza y el enriquecimiento ambiental con juguetes acordes a su edad y carácter es una necesidad a suplir.

¿De dónde vienen los gatos? - Evolución del gato

Historia del gato

¿Sabes que estos gatos con los que guardan un parentesco más reciente son rayados o atigrados? El patrón de pelo con manchas no tuvo lugar hasta iniciada la Edad Media. Los gatos tabby, como el mau egipcio que ya hemos nombrado, son los que aparecen retratados en los murales y grabados del Antiguo Egipto. Una civilización indispensable para entender el rol del gato en la historia.

Lo que comenzó como una relación transaccional o de mutuo beneficio, los egipcios lo amplificaron elevando a los gatos a la categoría de deidad. Ellos protegían de la oscuridad a su divinidad principal, Ra (dios del Sol), lo que les hizo merecedores de protección legal y de ser enterrados junto a sus tutores o en necrópolis especiales, dedicadas en exclusiva a ellos.

Se han hallado restos arqueológicos con detalles egipcios en yacimientos vikingos, cerca del mar Báltico. Algo que evidencia la transcendencia de la contribución del Antiguo Egipto tanto en la expansión de la especie como en el conocimiento y puesta en valor de su psicología y comportamiento. Es innegable que muchas personas se han interesado en los gatos a partir de su admiración por los egipcios y su relación con estos animales. No obstante, al tratar la evolución del gato desde la prehistoria, no podemos obviar el hecho de que, a diferencia del perro y el lobo, no existe domesticación felina. El humano no ha intervenido en la creación de nuevas especies, solo ha participado, a través de la cría selectiva, en la reproducción de ciertas razas.

La única excepción la hallamos en las razas híbridas, como el bengalí, que han sido creadas por el humano para disfrutar de la compañía de gatos que nos recuerdan a grandes felinos como el leopardo. Cuando explicamos de dónde vienen los gatos, sus reacciones nos recuerdan que convivimos con gatos silvestres que han querido adaptar su conducta y sus rutinas para vivir plácidamente junto a los humanos.

¿De dónde vienen los gatos? - Historia del gato

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿De dónde vienen los gatos?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Datos curiosos.

Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 3
¿De dónde vienen los gatos?