Enfermedades

Síndrome de Horner en gatos: síntomas y tratamiento

 
Laura García Ortiz
Por Laura García Ortiz, Veterinaria especializada en gatos. 29 diciembre 2022
Síndrome de Horner en gatos: síntomas y tratamiento

El síndrome de Horner en gatos es un trastorno neurológico en el que se produce un fallo, lesión o daño de la inervación simpática de uno o de los dos globos oculares debido a diferentes causas o etiologías. Se trata de un síntoma más que de una enfermedad y nos alerta de que algo le está pasando a nuestro pequeño felino a nivel neurológico interno. La sintomatología característica del síndrome de Horner en los gatos consiste en la diferencia de tamaños entre las dos pupilas, la miosis o contracción de la pupila aún en la oscuridad, la caída del párpado y el prolapso de la membrana nictitante o del tercer párpado.

Si quieres conocer más sobre el síndrome de Horner en gatos, continúa leyendo este artículo de SoyUnGato donde conocerás en qué consiste, qué lo causa, que síntomas produce, cómo se diagnostica y cómo se trata.

Índice
  1. Qué es el síndrome de Horner en gatos
  2. Síntomas del síndrome de Horner en gatos
  3. Causas del síndrome de Horner en gatos
  4. Diagnóstico del síndrome de Horner en gatos
  5. Tratamiento del síndrome de Horner en gatos

Qué es el síndrome de Horner en gatos

El síndrome de Horner es una enfermedad neurológica en la que se produce un daño o lesión en las vías nerviosas simpáticas que inervan al globo ocular. En esta inervación simpática intervienen tres tipos de neuronas:

  • Las de primer orden, que incluyen el tramo entre el cerebro y los primeros segmentos torácicos de la médula espinal.
  • Las de segundo orden, que van desde el final del tramo anterior hasta el ganglio cervical craneal.
  • Las de tercer orden, que se sitúan entre este ganglio cervical craneal, los nervios simpáticos del globo ocular y los anexos del mismo.

De esta manera, según donde se sitúa la lesión simpática, se denominará síndrome de Horner central, preganglionar o postganglionar, aunque esta última es la localización más frecuente y los signos clínicos no difieren según dónde esté localizado el daño.

Síntomas del síndrome de Horner en gatos

¿Qué caracteriza el síndrome de Horner en gatos? El síndrome de Horner felino se caracteriza por ser una denervación simpática con prolapso uni o bilateral de la membrana nictitante, conocida más comúnmente como tercer párpado. Otros síntomas son:

  • Anisocoria o diferencia de tamaños entre las pupilas, de manera que observamos al gato con una pupila dilatada y la otra no.
  • Miosis o contracción pupilar incluso en la oscuridad (pupila vertical).
  • Ptosis palpebral o caída del párpado.

En concreto, cuando el ojo pierde la inervación simpática se produce una pérdida del tono de la musculatura lisa orbitaria, por lo que el ojo se retrae y produce enoftalmos (el ojo parece hundido porque se desplaza hacia el interior de la cuenca). Además, cuando se pierde tono en el músculo del párpado superior y del tejido de inervación simpática del inferior, se produce un estrechamiento de la fisura del párpado con una incompleta elevación del párpado superior o ptosis palpebral, de manera que el párpado se muestra caído.

Por otro lado, la protrusión de la membrana nictitante se produce como consecuencia de la falta de tono simpático y la enoftalmia (posición anormal del globo ocular), mientras que la reducción del tono simpático del músculo dilatador del iris es la responsable de la miosis y la anisocoria del ojo afectado.

La lesión se puede producir en uno o en los dos ojos. A los síntomas anteriores puede añadirse también el enrojecimiento del globo ocular. Los casos de síndrome de Horner unilateral en los que no estén presentes todos los signos clásicos, se denominan síndrome de Horner incompleto.

Síndrome de Horner en gatos: síntomas y tratamiento - Síntomas del síndrome de Horner en gatos

Causas del síndrome de Horner en gatos

Dentro de la etiología del síndrome de Horner, las causas que con más frecuencia lo producen en los gatos son la lesión del plexo braquial, las neoplasias o tumores en el mediastino anterior, los traumatismos cervicales y las otitis medias.

Otras causas que pueden producir síndrome de Horner en los gatos al afectar a la inervación simpática del globo ocular son las siguientes:

  • Trastornos retrobulbares o alteraciones en la zona posterior del globo ocular.
  • Encefalitis o inflamación del encéfalo, generalmente por infecciones por bacterias, virus u hongos o por parásitos.
  • Daño en los nervios periféricos o neuropatías periféricas fuera de la médula espinal o del cerebro.
  • Problemas o lesiones a nivel de la médula espinal.
  • Tumores o neoplasias.
  • Lesiones iatrogénicas provocadas por un efecto adverso de algún tratamiento o alguna negligencia.

Sin embargo, este síndrome también puede ser idiopático, es decir, sin causa aparente, cuando se han descartado todo el resto de problemas

Diagnóstico del síndrome de Horner en gatos

El diagnóstico debe incluir un examen clínico completo del gato, una exploración física exhaustiva, una buena anamnesis al cuidador y un correcto examen oftalmoscópico, otoscópico y neurológico. En algunos casos se requerirán también pruebas complementarias de diagnóstico por imagen como la radiografía, la resonancia magnética o la tomografía computarizada o TAC para localizar bien el daño y la causa para entablar el mejor tratamiento.

El diagnóstico diferencial del síndrome de Horner debe incluir la uveítis, pues en esta enfermedad también aparece la protrusión de la membrana nictitante, la conjuntivitis, el blefaroespasmo y la pupila miótica. La disautonomía felina también debe incluirse en este diagnóstico diferencial, ya que también pueden presentar protrusión del tercer párpado y midriasis, aunque no suele estar presente la miosis.

La prueba que se realiza para confirmar el síndrome de Horner en los gatos consiste en la aplicación de una solución de cocaína al 5 o 10 % que hará la función simpática, es decir, lo que el sistema nervioso simpático produciría si no estuviese su inervación dañada en el ojo afectado. En caso de síndrome de Horner, la pupila miótica volvería a su tamaño formal y los párpados volverían a la normalidad, aunque puede tardar unos 30 minutos.

Síndrome de Horner en gatos: síntomas y tratamiento - Diagnóstico del síndrome de Horner en gatos

Tratamiento del síndrome de Horner en gatos

¿Cómo curar el síndrome de Horner en gatos? Algunos síndrome de Horner se solucionan por sí solos (no suele ser lo más común), en general se requiere de un buen diagnóstico de la causa y la aplicación del tratamiento específico para la misma. Debes saber que no es lo mejor esperar, pues algunas causas pueden ser irreversibles o complicarse si no se tratan. Así pues, el tratamiento del Horner en gatos dependerá totalmente de la causa que lo esté originando, pudiéndose requerir medicamentos específicos.

Una de las causas más frecuentes es la otitis media, que debe ser tratada cuanto antes por el dolor, las molestias y las posibles complicaciones que puede tener. Si la causa de la denervación simpática es un tumor, el tratamiento será más complicado al requerir de quimioterapia, radioterapia y/o extirpación según el caso.

Si observas en tu minino cualquiera de los signos clínicos mencionados, no lo dudes y acude al centro veterinario.

Este artículo es meramente informativo, en SoyUnGato.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu gato a un centro veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Síndrome de Horner en gatos: síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Enfermedades.

Bibliografía
  • Schaer, M. (2006). Medicina clínica del perro y del gato. Editorial Elsevier.
Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 3
Síndrome de Horner en gatos: síntomas y tratamiento