Comportamiento

Por qué a los gatos no les gusta el agua

 
Miren Azurmendi
Por Miren Azurmendi, Periodista especializada en el mundo animal. Actualizado: 24 julio 2023
Por qué a los gatos no les gusta el agua

La aversión de los gatos por el agua es por todos conocida. Sin embargo, ¿se trata realmente de una aversión? ¿Qué la provoca? Los estudios genéticos realizados a los ancestros del gato doméstico actual concluyen que la trayectoria de las interacciones que estos animales han mantenido con el agua marca su comportamiento con dicho medio. El gato salvaje africano o el del desierto chino, de los que procede el gato doméstico actual, se desenvolvían en zonas desérticas donde la presencia del agua era testimonial. Así, en estos más de 9.500 años de historia el felino ha evolucionado poco en su relación con el agua, sintiendo un gran respeto, y cierto magnetismo, hacia ella. En el siguiente artículo de SoyUnGato vamos a explicarte por qué los gatos odian el agua. ¿Te lo vas a perder?

También te puede interesar: Por qué mi gato no usa el arenero
Índice
  1. Por qué los gatos odian el agua
  2. Cómo hacer que a un gato le guste el agua
  3. ¿Hay gatos que les gusta el agua?
  4. ¿Hace falta bañar a los gatos?
  5. Cómo debo bañar a mi gato si le da miedo el agua

Por qué los gatos odian el agua

Como decimos, y aunque, en general, los felinos son buenos nadadores, su experiencia con el agua a lo largo de su existencia ha sido discreta. De hecho, incluso a los leones o los tigres no les gusta tener que involucrarse con el agua. Algunos de los motivos por los que los gatos odian el agua son:

Por su origen y procedencia

El cerebro de los gatos domesticados con los que convivimos hoy sigue procesando la realidad que les rodea de un modo muy similar al que lo hacían sus ancestros, que procedían de Oriente Medio. Allí, la presencia de agua es escasa y las zonas desérticas son más comunes. De esta manera, su instinto de supervivencia evitan el agua porque al mojarse su pelaje su vuelve muy pesado y eso les resta agilidad y libertad de movimientos. De esta manera se sienten atrapados.

¿Qué más le pasa a un gato si se moja? Igualmente, si todo su pelaje está mojado su temperatura corporal desciende y ello merma su capacidad de reacción a posibles depredadores. Los felinos prefieren mantener una relación discreta con el agua.

Por su olor

Si todavía no lo sabes, los gatos tienen el sentido del olfato mucho más desarrollado que los humanos. De hecho, es su tercer sentido más importante, tan solo detrás del de la vista y el oído. Los gatos se relacionan y se identifican entre sí a través de su propio olor, por lo que otro de los motivos por los que no les gusta el agua a los gatos es porque esta les elimina su esencia. Gracias a su lengua, ellos mismos son capaces de limpiarse solos, sin necesidad de agua de por medio.

Aquí te dejamos los Olores que más odian los gatos.

Por prudencia

Otro de los motivos por que muchos gatos odian el agua es que son animales muy desconfiados pero curiosos a la par. Esto quiere decir que pueden permanecer horas mirando embobados el fondo de un barreño lleno de agua, olisquearlo e incluso introducir una pata, pero lo de sumergirse sin un propósito claro no va con ellos. Por ello, los especialistas aconsejan habituarlos al baño desde cachorros.

Cabe mencionar que a los gatos les gusta tomarse las cosas con calma, por lo que, como hemos mencionado, ser introducidos de forma inesperada en el agua les puede llegar a provocar mucho estrés. Ya sabes que su pelaje mojado pesa más, lo cual les priva de libertad. Son animales de costumbres que necesitan ser presentados con calma ante nuevos escenarios.

En definitiva, has podido comprobar que el odio de los gatos hacia el agua no es eterno ni un dato completamente cierto, sino que tiene ligeros matices que son fáciles de entender si tenemos en cuenta su historia. Además, el miedo de un gato al agua puede verse superado si se trata con paciencia y comprensión.

Por qué a los gatos no les gusta el agua - Por qué los gatos odian el agua

Cómo hacer que a un gato le guste el agua

Ahora que ya sabes por qué muchos gatos odian el agua, vamos a explicarte qué puedes hacer para que a tu gato le guste.

  • Relaciona a tu gato con el agua desde que es cachorro: tendrás que hacerlo con calma y paciencia, pero es importante que tenga contacto con el agua para que cuando sea mayor no le tenga miedo. Para ello, puedes adquirir una bañera pequeña y darle cortos baños que le ayuden.
  • Empieza con pequeños contactos: poco a poco moja el cuerpo de tu felino, pero evita las zonas de los ojos, la cabeza y las orejas. Es importante que en ningún momento tu gato se empape al completo, ya que esto puede provocarle mucho más miedo y rechazo al agua.
  • Hazte con una superficie antideslizante para la ducha: de esta manera evitarás que tu gato se lleve un susto y se resbale.

¿Hay gatos que les gusta el agua?

Podemos decir que sí: existen los gatos nadadores. Hay razas felinas que disfrutan sobremanera sumergidas en agua. Son oriundas de bosques o de zonas con pantanos en las que se han visto naturalmente relacionadas con el agua. Nos referimos al maine coon, al bosque de Noruega, al siberiano, al Van turco o al gato pescador de los pantanos de India e Indonesia.

Todas ellas disfrutan jugando con el agua y no dudarán en zambullirse si avistan un pez que puedan pescar. Por tanto, la adaptación al medio para subsistir condiciona, y mucho, el recuerdo que estos felinos tienen en su ADN con respecto al agua.

Por qué a los gatos no les gusta el agua - ¿Hay gatos que les gusta el agua?

¿Hace falta bañar a los gatos?

Podemos afirmar que los gatos únicamente necesitan el agua para mantenerse hidratados y para favorecer la producción de saliva. Por tanto, salvo que estén muy sucios o que la suciedad sea potencialmente peligrosa para el animal, los gatos no necesitan ser bañados. Las razas de pelo largo, en cambio, sí precisan baños bimensuales para mantener la forma y textura de su pelo en óptimas condiciones. En estos casos, familiarizarlos desde jóvenes a la rutina del baño resulta conveniente a fin de que asocien esta experiencia con algo positivo.

Que el primer baño lo realice un profesional te ayudará a despejar muchas dudas. En líneas generales, gracias al acicalamiento, al cual dedican un tercio de las horas que están despiertos, consiguen extraer la suciedad adherida a su manto. No en vano, su lengua es áspera precisamente para ese fin y su saliva incorpora un detergente natural capaz de hacer desaparecer la grasa. Por tanto, báñalo solo si es estrictamente necesario.

Quizá te interese conocer más detalles sobre "Cómo es la lengua de un gato". ¡No te lo pierdas!

Cómo debo bañar a mi gato si le da miedo el agua

No conviene que bañes a tu mascota si es demasiado joven, ya que podrías resecar su piel y despojarle de las feromonas que precisa para comunicarse con sus iguales. Por lo general, se recomienda hacerlo a partir de los 3 meses de edad y su frecuencia dependerá del grado de suciedad y de la longitud de su pelo.

¿Cómo bañar a un gato que no le gusta el agua? Al tratarse de una rutina más a incorporar debes afrontarlo como un nuevo aprendizaje en el que deberás mostrarte paciente y utilizar el refuerzo positivo para consolidar los logros obtenidos. Toma nota de los pasos que deberás seguir para bañar a tu gato por primera vez:

  • Toma un reciente hondo de plástico y rellénalo con un dedo de agua tibia: a unos 37-38 ºC. Deja que lo mire y lo olisquee.
  • Protege tus brazos con una prenda de manga larga y una toalla para no lastimarte los brazos si te araña.
  • En esta primera ocasión deberás limitarte a remojarlo, no a bañarlo por completo. Elige un día caluroso, o al menos que no haga frío, y disponte en una habitación en la que no haya corrientes de aire.
  • Una vez humedecido el pelaje, vierte una nuez de champú para gatos en tu mano y aplícaselo dándole un ligero masaje: en los meses de verano los expertos aconsejan optar por los champús antiparasitarios.
  • Con una jarra de agua tibia retira el jabón: asegurándote de que ni agua ni jabón salpiquen su cara.
  • Si estuviera muy sucio volverías a repetir el enjabonado: si tiene el pelo largo será el momento de administrarle el acondicionador. Facilitará el cepillado al disminuir el número de nudos y enredos.
  • Deberás utilizar 2 toallas: una para suprimir la mayor cantidad de agua que haya acumulado su pelo, y otra, para completar el secado. Seca a pequeños golpes, sin restregar.
  • El último paso será cepillarlo: si se tratara de un día de invierno deberías finalizar con el secador, siempre a media potencia y a cierta distancia para prevenir quemaduras. ¿Cómo cepillar a un gato? Descubre la respuesta a continuación.

Te contamos más detalladamente "Cuándo y cómo bañar a un gato" en el siguiente post de SoyUnGato.

Cuándo utilizar champús en seco

Existen situaciones en las que agradecerás contar con un champú de lavado en seco para gatos. Nos referimos a aquellos gatos para los que el baño es una batalla o, por ejemplo, si no han transcurrido 15 días desde que ha sido vacunado. En estos casos deberás higienizar a tu mascota con polvos detergentes o espumas secas. Bastará con que se lo apliques, nunca en la cara ni en los genitales, y esperes unos minutos a que actúe.

Después, deberás cepillar su pelo para retirar tanto la suciedad como los restos del producto. En el caso de la espuma, primero deberás pasarle una gamuza y después cepillarlo. Como ves, no es tan cierto que los gatos odien el agua, sino que sientan cierto respeto hacia ella, en gran parte, por el condicionamiento de sus experiencias pasadas. Provéele de agua limpia y fresca a diario y disfruta de su incomparable compañía.

Como en el mercado existen un sinfín de opciones, En el caso de que quieras comprar un champú en seco para tu gato, te dejamos con el siguiente ejemplar que puede interesarte.

Por qué a los gatos no les gusta el agua - Cómo debo bañar a mi gato si le da miedo el agua

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué a los gatos no les gusta el agua, te recomendamos que entres en nuestra sección de Comportamiento.

Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 4
Por qué a los gatos no les gusta el agua