Celo

Cuántos celos tiene una gata al año

 
María Besteiros
Por María Besteiros, Auxiliar Técnico Veterinario. 28 diciembre 2022
Cuántos celos tiene una gata al año

El celo de las gatas es su periodo fértil y se conoce por la sintomatología, tan evidente (¡y molesta!) que muestran la mayoría de las hembras. Hablamos de maullidos muy insistentes, cambios en el comportamiento, marcaje con orina, etc., que pueden llegar a dificultar mucho la convivencia en el hogar, sobre todo si vivimos en un apartamento. Por este motivo, unido a las graves enfermedades relacionadas con las hormonas sexuales que las gatas pueden padecer, suele recomendarse la castración. Si tenemos una gata entera, es decir, sin castrar, deberemos enfrentarnos a los episodios de celo, que no se limitan a un par al año, como en el caso de las perras. Por ello, es normal preguntarse cuántos celos tiene una gata al año. No te preocupes, hoy te lo explicamos en el este artículo de SoyUnGato.

También te puede interesar: ¿Una gata esterilizada entra en celo?

Índice

  1. A qué edad es el primer celo de una gata
  2. Cuántos celos tiene una gata al año
  3. De qué depende el número de celos de una gata

A qué edad es el primer celo de una gata

Antes de explicar cuántos celos puede tener una gata al año, es bueno saber cuándo es esperable que estos se inicien. No podemos hablar de una fecha fija, es decir, no hay una edad en la que todas las gatas empiecen con el celo a la vez. Al contrario, este inicio va a depender de varios factores, como:

  • La raza
  • El tamaño
  • La incidencia de la luz solar

El celo, como hemos dicho, se corresponde con el periodo fértil de la gata, lo que implica que ha alcanzado la madurez sexual y esta conlleva un desarrollo físico que no todas las gatas alcanzan a la vez, habiendo diferencias por razas, pero también individuales. Por ejemplo, las gatas siamesas y, en general, las de pelo corto, suelen ser precoces, no siendo extraño que entren en celo incluso con 4 meses. En cambio, las de pelo largo, como las persas, pueden retrasar el periodo fértil hasta bien pasado el año.

En cuanto a la influencia de la luz solar, se sabe que esta afecta mucho al celo, que se presenta cuando los días son más largos, es decir, cuando hay más horas de luz natural. Se requieren unas 12 horas para su aparición. El problema con este factor es que puede alterarse, por ejemplo, las gatas que viven dentro del hogar no se van a ver tan afectadas por el sol porque tendrán más tiempo de luz artificial. Pero, en general, el periodo de celo en el hemisferio norte va a abarcar desde los meses de febrero hasta octubre, aproximadamente, pues habrá años en los que comience antes, se alargue, etc.

En cualquier caso, se considera que el primer celo de una gata aparece, en general, entre los 5 y los 9 meses de edad, pero teniendo en cuenta los factores que hemos mencionado, este puede adelantarse o retrasarse. Por ejemplo, una gatita que cumple 5 meses durante la primavera puede comenzar en ese momento el celo. En cambio, si esa misma gata cumpliese 5 meses en noviembre, es probable que el celo no hiciese su aparición hasta enero o febrero.

No dudes en echarle un vistazo al siguiente artículo sobre el Celo en gatos y gatas: síntomas, inicio y qué hacer, a continuación. Además, si tienes dudas sobre si las gatas tienen la regla o no, aquí también te hablamos sobre la Menstruación en gatas.

Cuántos celos tiene una gata al año - A qué edad es el primer celo de una gata

Cuántos celos tiene una gata al año

Una vez la gata inicia sus celos, hacia los 5-9 meses, como hemos explicado, estos van a continuar a lo largo de toda su vida. No son como los de las perras, es decir, no estamos hablando de un par de celos al año. Al contrario, no podemos dar un número de celos anuales en una gata porque en esta especie es más acertado hablar de periodo de celo.

En otras palabras, en los meses del año en los que la incidencia de la luz solar es mayor, las gatas tendrán el celo continuamente, casi a lo largo de todo el año, repitiendo un patrón de actividad y descanso. Esto es, la gata presentará signos de celo como los que hemos mencionado (maullidos, frotamientos, marcaje) que pueden prolongarse a lo largo de unos 7-10 días. Estos se verán seguidos por un periodo de descanso de unos 10-15 días y, de nuevo, volverá la sintomatología del celo, así hasta que concluyan los meses de más incidencia de la luz del sol.

Este patrón solo se verá interrumpido si la gata queda preñada o, por supuesto, si la castramos, caso en el que nunca volverá a tener el celo. Este comportamiento reproductivo recibe el nombre de poliéstrico estacional, es decir, varios celos en cada estación reproductiva.

De qué depende el número de celos de una gata

Por lo tanto, como vemos, el número de celos de la gata va a depender, básicamente, de la duración del periodo de mayor incidencia de la luz solar. Cuando los días comiencen a alargarse y hasta que no se acorten, la gata va a poder manifestar signos de celo. Tendrá todos los celos que dé tiempo durante esos meses, teniendo en cuenta el patrón que hemos explicado en el que se combinan semanas de sintomatología con otras de descanso.

Por este motivo, en esta especie es más adecuado que preguntarse cada cuánto entra en celo una gata, como sí haríamos en el caso de las perras, es más correcto saber que cuando los días comiencen a contar con más horas de luz solar, se iniciará el periodo de celo, que se prolongará, cada 15 días, casi hasta el inicio del invierno en el hemisferio norte. El siguiente periodo volverá a comenzar un par de meses después, en el momento en el que los días se alarguen de nuevo.

Esta continuidad del celo de las gatas, con la sintomatología que implica, es lo que lleva a muchos cuidadores a decidirse por la castración. Esta se recomienda antes del primer celo y no solo por evitar las molestias que suponen los signos del celo y el estrés que conllevan para la gata, sino porque la actividad de las hormonas sexuales se relaciona directamente con la aparición de problemas de salud tan serios como los tumores de mama o las infecciones de útero. La castración previene su aparición, así como el nacimiento de camadas de gatitos para los que no habrá hogares suficientes.

Te contamos Cuándo se puede castrar a un gato en el siguiente artículo de SoyUnGato.

Este artículo es meramente informativo, en SoyUnGato.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu gato a un centro veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cuántos celos tiene una gata al año, te recomendamos que entres en nuestra sección de Celo.

Bibliografía
  • Revista Ateuves: "Todo sobre el celo de la perra y la gata", nº 3, pp. 20-29.
Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 2
Cuántos celos tiene una gata al año