menu
Compartir

Cómo saber si mi gato tiene calor

 
Por Miren Azurmendi, Periodista especializada en el mundo animal. 28 junio 2022
Cómo saber si mi gato tiene calor

Seguro que más de una vez te has sorprendido viendo a los gatos dormir plácidamente en el exterior a pleno sol. Y es que los mininos disponen de mecanismos que les permiten regular su temperatura corporal. Sin embargo, cuando están en un espacio confinado y la temperatura ambiental es elevada, la cosa cambia. Por eso, en esta ocasión, desde SoyUnGato vamos a explicarte cómo saber si mi gato tiene calor y cómo actuar para ayudarlo.

En las próximas líneas vamos a mostrarte qué síntomas deberían alertarte de que tu minino está comenzando a estresarse por el calor que siente en su cuerpo para que intervengas y evites una hipertermia o golpe de calor. Sus secuelas podrían afectar de forma severa y crónica a ciertos órganos y, en el peor de los casos, poner en riesgo su vida.

También te puede interesar: Mi gato tiene caspa: causas y tratamiento

¿Los gatos sufren el calor?

Pese a su parentesco con el gato salvaje africano, los mininos son muy sensibles a las altas temperaturas, especialmente los de:

  • Edad avanzada
  • Obesos
  • Pelo largo
  • Aquejados por alguna enfermedad

A diferencia de los humanos, no cuentan con más glándulas sudoríparas que las localizadas en sus almohadillas. La saliva también les ayuda a deshacerse del exceso de calor para mantenerse frescos.

Permanecer de forma prolongada en un ambiente cerrado y caluroso favorece el aumento de su temperatura corporal, propiciando la hipertermia. Al contrario de lo que puedas creer, pese a que el pelo largo juega en su contra cuando hablamos de las altas temperaturas del verano, nuestro consejo es que, además de los tips que vamos a facilitarte más adelante, consultes con tu veterinario la conveniencia de cortarle el pelo.

Síntomas de calor en gatos

Si te preguntas cómo saber si un gato tiene calor, presta atención a la información que te proporcionamos a continuación. Es posible que en los días de más calor te hayas percatado de que reduce su actividad a la mínima expresión o que busca refugio tumbándose en las frías baldosas del baño.

En efecto, todos ellos son síntomas de un gato con calor, al igual que estos otros. Toma nota:

  • Bebe más que de costumbre: este síntoma puede ser indiciario de diabetes o de una disfunción renal.
  • Se acicala constantemente.
  • Lo notas decaído.
  • Está débil y le cuesta mantenerse en pie.

Estas señales son suficientes para que intensifiques la ventilación del hogar, si no dispones de aire acondicionado, y le ofrezcas suficientes bebederos con agua limpia y fresca. Recurrir a los cubitos de hielo te ayudará a mantenerla a una temperatura adecuada.

Sin embargo, hay situaciones en las que no actuar puede elevar la temperatura corporal del gato por encima de los 39,2 °C, que es la línea roja que no conviene traspasar. En caso de superarla, el golpe de calor puede resultar fatal. Estos son sus principales síntomas:

  • Jadeo persistente.
  • Dificultad para respirar o respiración acelerada, pese a estar en reposo.
  • Salivación excesiva.
  • Temblores musculares.
  • Convulsiones.
  • Erupciones rojizas.
  • Tono azulado o violáceo en las mucosas: por ejemplo, la lengua y la piel.
  • Vómitos.
Cómo saber si mi gato tiene calor - Síntomas de calor en gatos

Cómo es la temperatura ambiente ideal para un gato

Las características del manto, propias de cada raza, condicionan el umbral térmico en el que el gato se sentirá más o menos gusto y será capaz de liberarse del exceso de calor. No obstante, podemos afirmar que, con carácter general, la temperatura ambiental idónea para un gato oscila entre los 17 y los 30 °C.

  • En el caso de las razas de pelo grueso y largo o semilargo: como el Maine Coon, el siberiano o el persa, esta franja térmica se sitúa entre los 15 y los 25 °C.
  • En el caso de las razas de pelo fino: como los Devon rex, o los Esfinge, que carecen de él, conviene preservar una temperatura de entre 20 y 30º C en casa.
Cómo saber si mi gato tiene calor - Cómo es la temperatura ambiente ideal para un gato

Cómo prevenir el calor en gatos

Ya te hemos adelantado algunas de las prácticas que los expertos recomiendan implementar para prevenir los efectos nocivos del calor en los gatos y proteger su salud. Por tanto, antes de preguntarte cómo saber cuándo un gato tiene calor,te aconsejamos que, si observas alguno de los síntomas de un gato con calor en el tuyo debes:

  • Refrescarlo humedeciendo su cuello, su lomo y sus ingles: este sencillo gesto le ayudará, y mucho, a regular su temperatura corporal.
  • Proporcionarle un rincón fresco en casa a modo de refugio térmico: utilizando una botella congelada y una toalla mojada. Podrá visitarlo cada vez que lo necesite.
  • Favorecerle su permanente hidratación optando por las fuentes de agua para gatos: de hecho, el agua en movimiento les incita a beber más.
  • No exponerlo al sol en las horas centrales del día ni someterlo a una actividad intensa.
  • Mantener a raya su peso: ofreciéndole un alimento de calidad, nutritivo y en la cantidad diaria recomendada a su edad, peso y actividad. Reserva tiempo a diario para jugar con él y contribuir a que se ejercite.

Este artículo es meramente informativo, en SoyUnGato.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu gato a un centro veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo saber si mi gato tiene calor, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas y trastornos.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Cómo saber si mi gato tiene calor
1 de 3
Cómo saber si mi gato tiene calor

Volver arriba